Piscina

Preparación de las piscinas para el invierno

15/10/2015
Preparación de las piscinas para el invierno

Tener una piscina es una opción que no pocas personas deciden instalar en su casa o en su jardín. Se trata de un equipamiento que nos permitirá combatir los rigores del verano, refrescarnos, pasarlo bien y también hacer algo de ejercicio físico. Pero, ¿qué ocurre durante el invierno cuando no le damos tanto uso? ¿Es obligatorio vaciar el agua y volver a llenarla al siguiente año? Por suerte, no. En Todo Queda En Casa te damos unos trucos para cuidarla durante los meses de frío.

La primera tarea que deberemos llevar a cabo es una completa limpieza en la que eliminemos todas las hojas, insectos, suciedad y residuos que pudieran almacenarse. Lo más sencillo y rápido será hacerla utilizando una depuradora de piscina junto con un limpiafondos para baldosas.

Lo siguiente, será vigilar y equilibrar la química del agua. ¿Por qué es tan importante esto? Cuidar el pH de nuestra piscina nos permitirá protegerla contra la corrosión o la acumulación de sarro, por ejemplo, a la vez que luchamos por una correcta alcalinidad, dureza y niveles de cloro.

Preparación de las piscinas para el inviernoPor suerte, para asegurarnos que el pH de nuestra piscina es el correcto, tendremos a nuestra disposición todo tipo de kits de productos químicos que nos permitirán mantenerla dentro de unos valores estables durante todo el invierno. Solamente tendremos que seguir los sencillos pasos que suelen indicar y cumplir los plazos en los que se deben llevar a cabo las operaciones.

Lógicamente, si no contamos con una piscina climatizada, nuestro principal enemigo será el congelamiento del agua. ¿Por qué? Es simple: cuando el agua se congela, se expande con una fuerza enorme, pudiendo resquebrajar las paredes, fondo y tuberías de nuestra piscina, así como los filtros, las canastas o las bombas.

Por eso, si vamos a cerrar o tapar nuestra piscina, tendremos que asegurarnos que no tendrá lugar el proceso de congelamiento que pueda causar daños. Para ello, hemos de drenar la instalación hasta por debajo de la boca de la canasta.

Tras haber vaciado la bomba de agua, deberemos desconectarla, lo mismo que el filtro. Si dispusiéramos de un calentador, también deberemos drenarlo y asegurarnos que no queda ni una gota en su interior. El siguiente paso será retirar las mangueras de los filtros y limpiarlos

En último lugar, para evitar la congelación tendremos que instalar un dispositivo de flotación en el centro de nuestra piscina. La importancia de este elemento es suprema, ya que contrarrestará el hielo y el agua de lluvia que se irá acumulando poco a poco en la cubierta. También servirá para disminuir la presión sobre las paredes.

Preparación de las piscinas para el inviernoPara terminar, hemos de colocar una cubierta que tape nuestra instalación durante el invierno. Entre sus características principales hay que destacar que ha de ser más resistente y soportar más peso que las de verano, protegiendo a personas y mascotas en todo tipo de caídas.

Es importante que la cubierta de nuestra piscina no tenga ningún tipo de rasgadura para que pueda realizar su cometido de la forma más eficaz.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR